Sexo oral, manual para darle la mejor chupada de su vida. 1/3 IMPERDIBLE.


Primera de 3 entregas.

Cortesía de Cartas y Mensajes

 

Sexo Oral Hombre: Introduccion cosas que se deben saber

 

Sin duda alguna las relaciones orales se han vuelto una practica cotidiana en los encuentros de pareja sin embargo, es una lastima advertir que el 80% de los emprendimientos que se efectúan, sobre esta zona erógena, son fallidos. Son más las fantasías que los hombres hablan alrededor del tema que el disfrute que han vivido, en los dedos de la mano se cuentan los varones que logran alcanzar el clímax de un orgasmo a través del sexo oral.

Lo primero que debe saber una mujer antes de tener sexo con su pareja es conocer la psicología sexual del hombre, y en particular la de su macho. El hombre por esencia es netamente un ser visual, le encanta ver, observar, mirar. Este comportamiento lo lleva a especular mentalmente cuando vive una experiencia sexual, se imagina mil situaciones, y más cuando le están flagelando su verga.

El éxito de una buena mamada no está, per-se, en el mismo acto físico que se despliega sino mas bien en la aproximación que se tiene cuando se presenta la oportunidad. En este orden de ideas el primer paso que una mujer debe emprender, para hacer mejor su labor, es programar la mente de su macho, para que la psiquis de él quede a su merced, así la fémina puede manipular, controlar mejor la situación, tener el control cerebral del hombre, zona donde él verdaderamente vive la excitación.

Quiero ser explícito, y claro, el hombre cuando llega a enfrentar una relación sexual ya se ha imaginado mil formas, mil situaciones, mil fantasías. Y el sólo espera que se cumpla una de sus tantas fantasías que ha cosechado en su mente, así es como se logra llegar mas fácil al orgasmo del hombre. Dejémonos de estupideces, ningún hombre recuerda de sus experiencias sexuales el acto material en si. El guarda en su memoria los gestos, los detalles, las situaciones de como se llegó al momento.

En el sexo oral se cumple esta premisa con mayor fuerza, por esa misma posibilidad que tiene el macho, de ver cuando se le suministra placer. Son los ojos los que se están excitando, es la visión la que está enviando mensajes al cerebro para que el hombre pueda lograr el orgasmo. Si la mujer no logra despertar, provocar a su varón la atención de su mirada, jamás podrá satisfacer plenamente a su macho, todos los intentos serán fallidos.

Ahora bien, observe usted que en ningún momento, en este tercio, me he detenido en explicar como se debe hacer una buena mamada en el plano físico, es importante es cierto, pero el meollo del asunto esta en las etapas preliminares de acercamiento al acto.

En otros apartes hemos hablado en detalle de lo que significa la majestad del verbo, es decir hablar. Como dice la Biblia, en su génesis: Del verbo se hizo todo, surgió la energía, la materia… se hizo la vida. En este contexto explicamos que la fuerza de la vida, del sexo, está es en la fuerza de la palabra, en la forma como se imprima.

Si bien es una explicación teológica, en los planos de lo somero, no deja de ser ontológica en los planos de la razón de ser, en lo demostrativo. La mujer que logre hilvanar las mejores frases eróticas, morbosas, sin miedo a expresarlas ya tiene en su bolsa todos los créditos para hacer explotar a su macho, de eso no quepa la menor duda. Es la cuota inicial para hacer de la faena oral una vivencia especial para su macho.

En cumplimiento de lo citado y haciendo concordancia con gestos, expresiones faciales, donde el hombre pueda observar el comportamiento morboso de su perra, el éxito está asegurado. Es hacer un equilibrio entre la palabra y los gestos, ir hablando expresando miradas eróticas. La mujer debe jugar con su propia boca, mover sus labios, transmitir con su mirada deseo, sentimientos de placer, dejar ver los rasgos de expresión de su cejas, levantarlas, ceñir el entrecejo. Observe usted, que hasta este momento nunca su boca a tocado la verga de su macho, es el énfasis en lo preliminar donde está el éxito.

Sin duda, emprender esta labor de manera eficiente no es cuestión de hacerlo una vez y listo, es algo que se va aprendiendo, en destreza, con el tiempo. A manera de recomendación se aconseja que, antes emprender la faena oral, la mujer debe preparar mentalmente su guión sexual, el roll que ella quiere expresar a su macho. Si ella quiere mostrarse como mujer fatal, todas sus expresiones verbales y de gestos deben ir en esta dirección. No se puede ser una hembra depravada, con los gestos y miradas, y lanzar frases dulces y tiernas a su macho. Esa disonancia, confunde la psiquis del hombre, se debe ser certero no ambiguo.

Uno de los grandes errores que se comete, y es el mas común, es cuando la mujer logra despertar la atención de su hombre, pero por falta de creatividad, falta de recursos verbales, monotonía en los gestos, hace que el éxtasis que vive el hombre se venga a tierra de un momento a otro. Cuando esto ocurra, por favor suspenda de inmediato su emprendimiento, no insista, mejor cambie de inmediato y pase a otra zona erógena. Muchas féminas emprenden de manera frenética, recuperar la atención ha como de lugar de cualquier manera, suministrado sexo oral con mayor fuerza, más velocidad, total error.

Todo ese desespero que usted deja ver, el hombre lo registra de manera inmediata, de cierta manera el se siente culpable al verla a usted entregada en su faena y él no poder responderle. Lo mismo, usted se siente más culpable al no ser capaz de lograr su propósito. En resumen, el momento se está volviendo un fracaso. Lo mejor es disimuladamente cambiar, logrando crear otra situación sexual, trasladándose a otra región del cuerpo.

El sexo es cuestión de magia, de creatividad, no se necesita ser un dramaturgo en expresiones verbales y gestos faciales, la sutileza cabe, las frases puntuales concordantes con los gestos son una bomba para la mente imaginativa del macho. Esto quiere decir que, el éxito del sexo oral – y en general en las relaciones íntimas – no está cifrado en la mayor o menor frases o gestos que se expresen, sino en la forma ocurrente como se presenta la situación, lo menos fingido, lo mas natural.

 

Preparativos para brindar una buena mamada

 

El título de esta reseña hace alusión a preparar, esto no significa en ninguna medida actuar de manera premeditada, el sexo es de ocurrencias, de aprovechar oportunidades inesperadas, los encuentros de pareja nunca se deben llevar a cabo como preparando un viaje, cuando se hace así nunca salen como se tenía pensado. Las mejores vivencias en pareja se viven cuando menos se tenía pensado, ahí se marcan los mejores recuerdos.

Este preámbulo que hacemos es con el fin de motivarla a que siempre asuma una posición relajada cuando va a suministrar sexo oral a su hombre. Muchas mujeres, de manera estúpida, se muestran renuentes a enfrentar las mieles de la pasión a través de la boca. Estas hembras deben de saber que a todos los seres humanos nos fascina chupar, mamar, en los albores de la infancia fue lo primero que aprendimos, fue nuestro primer disfrute sexual inconciente con nuestra propia madre.

Así entonces, toda hembra que se muestre reticente está dejando ver su ineptitud en enfrentar el tema, en otros casos el rechazo se presenta por comportamientos culturales ancestrales, no es costumbre en su región asumir el sexo de esta manera. Sin embargo, debemos decir que este comportamiento es cada vez más desueto en los tiempos presentes. Día a día es una práctica más cotidiana y normal en las relaciones de pareja.

En épocas pretéritas la religiones intentaron colocar cotapizas en la forma y manera de enfrentar los encuentros sexuales en pareja. Muchos de estos preceptos crearon múltiples frustraciones de culpabilidad en la actitud de la pareja en su parte íntima. Los tiempos han cambiado, ya las religiones dejaron de ser las manipuladoras en los planos de lo social, político y militar (edad media), etc.

El sexo lo debemos de vivir a plenitud, despojado de todo etiquetamiento mental, sin miedos. El sexo es una aventura donde convergen dos voluntades, dos propósitos. El sexo no es de imponer, sino mas bien de dejar pasar, hacer cosas que sintamos. El sexo no es de reglas, mucho menos de manuales. Vivir relaciones sexuales placenteras es brindarnos la posibilidad de ser más estables por ende más felices en nuestro entorno de vida.

Así entonces, no sintamos miedo en expresar con libertad los estadios morbosos que todos llevamos por dentro, hagámoslo de manera transparente, sintiendo total libertad. No sienta pena dejar ver lo puta que puede ser cuando mama la verga de su macho, devórese con pasión ese falo. Recuerde, para que esta faena sea más fascinante e inolvidable, deje ver como es usted en sus fantasías mentales, en sus sueños eróticos, no los limite.

Para una buena vivencia oral se requiere más de ACTITUD que de APTITUD, no se necesita ser una experta en saber mamar o chupar la verga de un macho. Es cuestión mas de dejar salir, liberar esa energía sexual que todos llevamos por dentro. Muchas mujeres se muestran cautas por miedo al que dirán, por temor a que puede pensar su pareja de ella. Mujeres dejen de ser ilusas, a los hombres les fascina ver a su mujer bien puta, bien depravada. El hombre que muestre un rechazo a este comportamiento es un ignorante, pobre inseguro.

El recato de una mujer se lleva es en sus actos cotidianos, en la manera de enfrentar la vida, en sus comportamientos: En su hogar, en el trabajo, etc. En la cama la mujer debe ser vagabunda, rastrera, ansiosa de sexo, ser ella misma mostrando sus bajas pasiones libidinosas. Los hombres detestan las mujeres pasivas, sin iniciativa; Los hombres aman más a las mujeres proactivas, dispuesta en asumir riesgos en el sexo.

Si usted no es una mujer experta en las lides de mamar, muéstrese segura aunque no sepa mucho, si usted no le imprime seguridad a sus actos y confianza en si misma, créalo todo termina mal.

Como se puede notar, los verdaderos preparativos comienzan con usted misma, en su actitud, en el roll que desea asumir. No es cuestión de sentarse a pensar en como va actuar, en diferentes circunstancias que se le vayan presentando, es sólo dejar salir sus instintos. Cierre por un momento su razón, deje que sus pasiones se liberen sin ataduras.

Uno de los grandes errores que cometen las mujeres es: Siempre esperan que sea el hombre quien tome la iniciativa para que se le suministre sexo oral, casi nunca son ellas las que toman la iniciativa. Cuando el hombre le pide a su pareja que le chupen su verga, ya él en su inconciente ha comenzado fraguar mil imágenes imaginarias de lo que es la pasión oral. Cuando la mujer comienza a emprender su labor de mamarle la vela a su macho, ya él va mucho más adelante que ella en su mente y sus actos. La psiquis del hombre ya está premeditada y configurada en su vivencia propia, de como le gustaría que se lo mamaran. Nunca ella lo va a descifrar, es un acto mental silencioso de él.

Con base en lo anterior, es por eso que casi nunca los hombres tienen orgasmos cuando le maman la verga, simple y llanamente porque los dos están actuando en sentidos diferentes. Por eso invito a todas las mujeres a que sean proactivas, que sean ustedes la que tomen las riendas desde un comienzo en las relaciones orales de pareja. El primer golpe de mano que se debe infringir para ser exitosa es: Manipular la psicología del macho, atrapando su atención antes que sea él, no permitiendo que sea quien tome la iniciativa en su mente. Esa sorpresa, no sólo lo deja sin palabras, sino que le fascina, que sea su pareja quien tome las riendas del asunto.

En otros apartes de esta sección advertíamos que el sexo se da mas en los planos mentales, en el cerebro mismo, que en la actividad propia del sexo en si, me refiero al contacto físico. Por eso es de vital importancia saber actuar desde el mismo comienzo de los preámbulos. Esta labor se emprende con detalles minúsculos, mucho antes de estar desnudos.

Una buena forma de proyectar una excelente mamada es propiciando diálogos eróticos, frases insinuantes, provocadoras, antes de….. Igual que tocar a su macho con sutileza en diferentes partes de la zona erógena que comprende su verga, abarcando sus alrededores. Estos gestos de provocación, lo retan a él para desplegar mejor sus bondades, sus instintos de macho, fuera de excitarlo su estima de hombre se incrementa, se siente deseado.

Créalo, sin usted haber comenzado a mamar el falo de su pareja, ya el éxito está asegurado, independientemente si él derrama o no sus jugos. Ya usted ha dejado una huella, un recuerdo impregnado con su personalidad. Si en la primera no fue la vencida, no se preocupe ya sembró la semilla para hacer de sus relaciones orales mucho mejor, de ahora en adelante. Todo es cuestión de paciencia y de aprendizaje.

Muchas mujeres ven frustradas sus intenciones al no ver el resultado de su labor emprendida, ellas mismas se desmotivan al no observar una respuesta clara de resultado. Ahí cometen un error, mejor concentre sus intenciones en vivir y disfrutar lo que está haciendo, no se adelante ni piense en que lo quiere ver como se chorrea la leche de su varón. En este contexto, es sano decir que, la relación sexual se debe medir en un todo integral, inclusive no se debe evaluar tomando como base una o varias relaciones sexuales sostenidas. Los lapsos de tiempo deben ser más largos para su evaluación.

No espere usted que, siempre que vaya a mamar el bastón de su macho este se deba venir, esta actitud de resultado no siempre es un indicativo para manifestar que hubo placer de parte del hombre. Obvio que si logra desarrollarse viendo explotar su semen, es un indicativo inequívoco del placer. Pero, si el resultado no se da, él pudo haber disfrutado momentos de placer intensos, que sin duda se verán reflejados en otros planos de la relación sexual.

Por eso es bueno que las mujeres sepan en que momento deben de cambiar, y no empecinarse con denuedo en mamar eternamente la verga, luchando como sea para hacerlo venir. Nunca chupe la verga más de un minuto, de la misma forma, cambie de estrategias y formas de acariciar. Use las manos, recurra a sus dientes, su lengua puede ser una buena cómplice. Lo que le quiero decir es que no sea evidente, muestre sorpresas, sea imaginativa.

Todos estos tips, trucos que les doy es con el fin que los hagan suyos, si es del caso lea varias veces este ensayo para que vaya usted misma evaluándose, y saber si de verdad está haciendo las cosas bien o no. Recuerde, esto no es una receta de cocina, que se copia y listo. Es más bien de ir descubriendo sensaciones mutuas dentro del entorno de la pareja.

Sea perceptiva en el momento de estar dando sexo oral, sepa escuchar los requerimientos que le hace su hombre, por lo general ellos hablan reafirmando sus momentos de placer. Si su hombre le da instrucciones, no dude en explorarlas para descubrir su punto, pregúntele si le gusta, no le de pena interrogarlo. No olvide el sexo es entre dos personas, entre mas comunicación exista mucho mejor. Esté atenta a sus reacciones, resultado de sus estímulos, hay detalles minúsculos, insignificantes que usted nunca se imaginaría, los que lo llevan al clímax.

Voy hacer mas claro, el 80% de la mamada no sirve sino para la estimulación visual del hombre, para conectarlo y predisponerlo. Lo que lo hace venir es cuando su hembra le descubre el punto más sensitivo, que puede ser uno o varios, no más de tres. La mujer debe saber que, si bien la verga es la zona por excelencia más erógena del hombre, no toda se comporta igual en la extensión misma de ella. Esto quiere decir que hay zonas en la vela, más sensibles que otras. Es mas, en la misma área del falo, hay micro regiones que producen rechazo al estímulo. Por eso es indispensable que la mujer sea toda una exploradora, para saber donde se detiene para jugar mejor con su juguete.

Para tener una buena relación sexual es impajaritable hablar en el acto mismo del encuentro. Entre mas diálogo exista mas confianza se da, mejor relaciones sexuales se darán. Espero que todos estos consejos sean útiles en sus nuevas experiencias con su pareja. Y no olviden, los hombres están habidos de buenas mamadas, verlas bien depravadas mamando, adictas a esa verga.

 

Continuará…..No te pierdas la siguiente entrega que se publicará mañana a partir de las 20 horas. (Hora Cd. De México)

Acerca de chingadanews
De mole, de frijol, de elote y chile verde. Lleve sus noticias bien calientitas.

3 Responses to Sexo oral, manual para darle la mejor chupada de su vida. 1/3 IMPERDIBLE.

  1. Pingback: Sexo oral, manual para darle la mejor chupada de su vida. 2/3 IMPERDIBLE. #sexo « La Chingada News

  2. Cristian dice:

    Muy buena la informacion, ya que el sexo oral es muy rico, pero solo se practica unica y excusivamente por “calentura” de ver lo que pasa tanto en las peliculas como en las revistas porno.
    Con mi pareja lo practicamos mucho, pero para mi, es util saber a que se debe que se requiera tener sexo oral, casi como un requisito, en la relacion de pareja.

  3. Daysy Suarez dice:

    y cuándo el macho tienen inhibición sexual y nunca me lo pide y debo ser yo quien le busque?
    Me hace sentir mal cuando se lo pido o lo toco. Me dice que soy una puta que siempre quiero y él me hace sentir frustrada y acabo por pasar semanas sin sexo porque siempre me hace sentir mal. ¿Por qué es ese comportamiento? Se las da de siempre haber tenido mucho sexo con muchas mujeres. Dime de qué te las das y te diré quién eres.
    Les agradezco sus comentarios y luego dice cuando acabo que soy la mejor. No lo entiendo, saben?

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 102 seguidores

%d personas les gusta esto: